Pechito


Juan Alonso

Un ciruja debe morirse para llegar a la tapa de un diario. La fortuna de los pobres lleva la martingala de un balazo en la recámara.

Un destino sellado: el costo de la libertad. La marca por vivir con el techo del cielo como único techo. Sin futuro. Sin nada. Sin comida en el freezer. Además de ser “el linyera más querido de Palermo”, Pechito fue un hombre. Alguien que se merecía algo mejor que una cama de hospital para una tuberculosis. Separado de su única familia –sus perros Pechín y Galo y los vecinos que lo ayudaron siempre- duró apenas una semana internado. Fue de acá para allá con el viento de la tormenta de Santa Rosa. Rechazado por los médicos de guardia que llevan el uniforme blanco y no amarillo.
Lo había levantado la patrulla de la civilidad macrista pero no lo salvó.
Nadie se salva en este universo de dementes en guerra.
Ahora la gente se para en la esquina de Scalabrini Ortiz y Santa Fe y le deja cartas, flores, velas, fotos y frases como esta: “Este será siempre tu lugar”.
Sucede que el croto no tiene “lugar”, aunque él, Pechito, vaya que sí lo tenía y estaba en su mirada tierna ayudando al diarero de la vuelta alguna que otra mañana, de cara a las paredes de su pasado insondable.
Tiene que ser así: la salvaje muerte nos iguala y nos arropa con su manto negro del final. Hasta ayer el tipo era un personaje del barrio, hoy es tristeza. ¿Cuándo fue el momento en que dejaron de humanizar a Adrián Alejandro Ferreiro para convertirlo en una atracción con televisión por cable y una cama en la vereda? ¿Por qué tiene que ser “normal” que un hombre sobreviva a la intemperie años?
Pechito vivió 12 años al lado de un banco. Pero nunca tocó un centavo de nadie. Las madres se acercaban junto a sus hijos y él les cantaba una canción con la foto del Negro Olmedo estampada en la pared de su cabecera.
Hoy pasé por su esquina y le dedico estas líneas al último ácrata del barrio de Palermo.

leyendadeltiempo.wordpress.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s